Se encuentra usted aquí

Rito criminal

Martes 25 de Septiembre, 2018

Dicen que hace más de seis siglos nació en España una sociedad que acabaría siendo la madre de todas las grandes asociaciones criminales del planeta. Dicen además, que su estructura estaba tan bien orquestada que cada escalafón tenía su nombre y no mantenían contacto con los superiores para, en caso de ser apresados, no tener opción para delatarles.

Dicen que realizaban ritos esotéricos, que bebieron de las fuentes de otros colectivos herméticos más antiguos, porque para conservar el poder que ejercieron sobre la sociedad de su tiempo, era necesario recurrir precisamente a poderes que estaban por encima de lo humano.

Dicen que únicamente se reconocían entre ellos porque llevaban tatuados en la palma de la mano tres puntos… Y dicen que ya en el siglo XVIII, cuando la ley se impuso definitivamente a la impunidad que mostraban estos señores, tres de ellos emigraron a Italia, a Nápoles concretamente, que entonces pertenecía a la corona española.

Allí sentaron las bases de grandes colectivos criminales como la Mafia, la ´Ndrangheta o la Camorra…

Por eso en los ritos de iniciación de esta última, se cita a los tres hermanos fundadores procedentes de España y miembros de la sociedad secreta de La Garduña.

Pero no son los únicos que acuden a ritos extraños, misteriosos, cargados de ocultismo.

El poder del símbolo está presente en todo el planeta, porque en todo el planeta existen estos grupos; grupos que se mueven entre la superstición y el miedo, al que combaten con estas creencias ancestrales…

Otros artículos de:

Añadir nuevo comentario